Rubén Castro no se plantea, de momento, pedir salir del Betis

La noticia saltó ayer al borde de las 12.30. Se estaba presentando Jordi Amat como nuevo jugador del Betis y a Lorenzo Serra Ferrer se le preguntó por si había novedades en cuanto Rubén Castro, después de que en los últimos días sólo se hubiera hablado de fichajes y de la más que probable salida de Dani Ceballos.

Y el vicepresidente deportivo sorprendió con su respuesta: «Hay opciones de que pueda salir, porque el jugador muestra inquietud y muestra este interés. En el Betis se le respeta muchísimo por lo que ha dado. Si es su deseo salir para tener una opción más tranquila, el Betis se lo va a facilitar. Hoy está dentro, no sabemos qué va a presentar mañana». Las palabras sonaron a una despedida más pronto que tarde y pronto el beticismo comenzó a manifestarse sobre lo que supondría el adiós del máximo goleador de la historia de la entidad. Y, aunque no hay que descartar ni mucho menos que Rubén Castro acabe su vinculación con el Betis durante este verano, lo cierto es que, a día de hoy, el canario no se plantea marcharse. Al menos, hasta que se aclare su situación judicial, la cual sí puede ser definitoria en caso de que sea condenado por maltratar a su expareja. El futbolista está cómodo en Sevilla y su entorno considera que todavía es pronto para pedir salir de Heliópolis, aunque es algo que, lógicamente, está en el horizonte por todo el tema personal del canario. Es decir, a 11 de julio, ni existen ofertas firmes por Rubén Castro ni el futbolista le ha dicho al club que quiere abandonar la entidad. Es más, el canario se muestra tranquilo y está centrado sólo en trabajar al cien por cien a las órdenes de Quique Setién. El delantero, que sí tuvo ofertas el verano pasado, ha vuelto a llegar a la pretemporada más delgado que el año anterior, consciente de que, a su edad, necesita estar lo mejor posible físicamente para poder rendir en la elite.

Esto no significa que Serra Ferrer se equivocara en su discurso. El entorno del futbolista y el club, que han hablado recientemente varias veces por el asunto de Dani Ceballos, no son ajenos a la realidad y han estudiado todas las opciones posibles. Y una de ellas pasa por ponerse en el peor escenario, que sería que Rubén Castro fuera condenado antes del mes de agosto. Si esto ocurriera, todas las partes se sentarían para ver cómo se podría dar la mejor salida para alguien que, sobre el terreno de juego, ha destacado sobremanera. Indudablemente, ni el Betis, ni Rubén Castro, ni sus representantes, querrían que esta opción existiera, pero ya incluso tuvo lugar el juicio y sólo es cuestión de días o semanas para que haya sentencia. Mientras tanto, la realidad es que a Heliópolis no han llegado ofertas firmes por el canario, a quien tampoco le agrada mucho la idea de tener que marcharse a ligas exóticas donde sí se paga muy bien pero el nivel futbolístico es bastante bajo. En el Betis, por su parte, como dijo ayer Serra Ferrer y también lo han comentado en alguna ocasión pasada Ángel Haro y José Miguel López Catalán, tienen claro que facilitarían la salida de Rubén Castro en caso de que éste finalmente así lo pidiera. Tema judicial aparte, en Heliópolis son conscientes de que el canario es una institución dentro del club y un jugador muy querido por la afición, de modo que, en caso de separar sus caminos, querrían tener un reconocimiento con el que ha sido el mejor jugador verdiblanco de los últimos años.

Rubén Castro no se plantea, de momento, pedir salir del Betis

Comentarios

Comentario

Leave a reply